claustroallozmonasteriodealloz

                                    
Salmo 3

"Señor, tú me escuchas
   y mantienes alta mi cabeza"

Salmo de súplica.Individual.
  De confianza.
                                                                                                                                   
Tema
Uno que se encuentra rodeado de enemigos invoca al Señor con confianza.
    2-3: Clama a Dios, contándole su situación angustiosa.
    4-5: Se dirige a Dios directamente, y Dios le escucha.
    6-7:Manifiesta la confianza que tiene en Dios.
      8: Súplica: está seguro de que Dios le librará de la mano de los enemigos.
     9:  Manifestando su confianza, también pide ayuda para el pueblo.




2  Señor, cuántos son mis enemigos,

     cuántos se levantan contra mí;
3  cuántos dicen de mí:
     "Ya no lo protege Dios".
    

4    Pero tú, Señor,eres mi escudo y mi gloria
     tú mantienes alta mi cabeza.
5  Si grito invocando al Señor,
     el me escucha desde su monte santo.

6  Puedo acostarme y dormir y despertar:
     el Señor me sostiene.
7  No temeré al pueblo innumerable
     que acampa a mi alrededor.

8  Levántate, Señor,
      sálvame, Dios mío:
   tú golpeaste a mis enemigos en la mejilla,
      rompiste los dientes de los malvados.

9  De tí, Señor, viene la salvación
      y la bendición sobre tu pueblo.


Palabras Clave
- Ataque de los enemigos: Se levantan contra mí (2), cuántos (2), innumerables (7),acampa a mi alrededor (7),ya no lo protege Dios (3).
- Confianza en Dios: Levántate (8), mi escudo (4), mi gloria (4), tú mantienes alta mi cabeza (4)
, me sostien (6), sálvame (8), de tí, Señor,
   viene la salvación (9), la bendición (9)

La luz del Nuevo Testamento
"¡Había puesto su confianza en Dios! Si de verdad lo quiere Dios, que lo libre ahora" (Mt 27,43).
"Vosotros, por medio de los paganos, lo matastéis  en una Cruz. Pero Dios lo resucitó (Hch. 2,23-24)
"Os aseguro que lloraréis y lamentaréis vosotros mientras el mundo estará alegre; vosotros estaréis tristes,
 pero vuestra pena acabará en alegría.
Esa alegría vuestra no os la quitará nadie. Si alegáis mi nombre, el Padre os dará lo que pidáis" (Jn.16,20-23)

 



Oración
Dios,salvador nuestro,
escuchaste el grito de tu Hijo,
cuando los enemigos lo atacaban.
Concédenos cada día tomar parte
en la pasión de Cristo,
para que también seamos uno con El
en su resurrección.           
                                                               
 Cristoalloz